El sindicato CSIF denuncia la escasez de recursos humanos y materiales del Plan de Alta Frecuentación durante las fiestas y
El sindicato CSIF denuncia la escasez de recursos humanos y materiales del Plan de Alta Frecuentación durante las fiestas y "graves problemas" en los centros.

El sindicato CSIF denuncia la escasez de recursos humanos y materiales del Plan de Alta Frecuentación durante las fiestas y “graves problemas” en los centros

Es una crítica al conjunto del sistema sanitario andaluz. El sindicato CSIF denuncia la escasez de recursos humanos y materiales que ha tenido el Plan de Alta Frecuentación durante las Fiestas y que, a sus ojos, ha ocasionado “graves problemas” en los centros. Pero pone el acento en la provincia de Jaén, donde alerta de que la Atención Primaria se ha caracterizado por “días de demora en las citas para el médico de familia y la saturación y largas esperas en las urgencias en los centros de salud”.

Eloísa Bernal, presidenta del sector de Sanidad de CSIF-A, reclama que el SAS sea en años venideros “más previsor” ante el aumento de la demanda de asistencia en urgencias y anticiparse así a los “colapsos” a la hora de establecer el Plan de Alta Frecuentación. “Los efectivos actuales son insuficientes para atender las altas frecuentaciones de la época. El número de trabajadores no es acorde con la demanda actual, a pesar de que sólo la profesionalidad y buen hacer del personal, ha solventado de la mejor manera posible todas las deficiencias del sistema”, asegura.

Por ello, desde CSIF-A se reclama una mayor previsión, pero también cambios estructurales en las plantillas. “Tenemos uno de los ratios de profesionales más bajos de España y Europa. Faltan médicos, pediatras, enfermeros, auxiliares y todo tipo de personal de Gestión y Servicios”, indica Eloísa Bernal, que recuerda un reciente estudio de CSIF-A que indicaba que la ratio de enfermeros en Andalucía es de 270 por 100.000 habitantes, muy alejados de los 530 de la media nacional y de los 811 de media en Europa. Caso similar sucede en el colectivo médico, igualmente por debajo de la media y superando las 1500 tarjetas sanitarias en casi todos los centros de primaria y que se une a la falta de pediatras, fisioterapeutas, trabajadores sociales y un largo etcétera.

DISPOSITIVO DE LA JUNTA

El Plan de Alta Frecuentación de la sanidad pública andaluza contempla la monitorización de cuatro parámetros: el aumento del número de urgencias, el incremento de pacientes en el área de Observación, el aumento del número de ingresos hospitalarios y el número de pacientes que solicitan atención domiciliaria a los centros de atención primaria. Para ello se comparan estos datos con la media de los obtenidos el mismo día de la semana del año anterior.

Se establecen tres niveles de actuación en atención primaria y los hospitales: fase I, cuando el porcentaje de incremento es inferior al 10% (esta fase está activada siempre); fase II (cuando el incremento se sitúa entre el 10 y el 25%) y fase III (cuando el incremento del número de pacientes supera el 25%). En función de esos datos, se activan las medidas previstas que permiten a los centros sanitarios atender la actividad asistencial urgente.

La Consejería de Salud realiza un seguimiento de la incidencia de la gripe a través del Sistema de Vigilancia de Gripe de Andalucía, formado por una red de 118 médicos centinelas de todos los distritos y áreas de gestión, que informan cada semana de la situación epidemiológica de la enfermedad durante toda la temporada, así como un laboratorio de referencia situado en Granada con capacidad para detectar virus gripales.

Comments

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here