La palabra individual no existe. Tu compañero es tan importante como el haz de luz en la gruta. La claustrofobia y la ansiedad pueden jugarte una mala pasada. Pero, a la misma vez, son capaces de sacar lo mejor de cada uno. Adentrarse en las entrañas de la tierra, en lo desconocido en ocasiones, requiere una preparación física y mental. Es el arte de ver en la oscuridad, de descubrir la vida en una cueva, de sacar a la luz la historia de la tierra.

Los hermanos Antonio y Francisco Pérez Ruiz y Alfonso Carlos y José Miguel Herreros Vela conocen bien esas sensaciones y la disciplina que requiere una práctica que va más allá del deporte. Son los fundadores del Grupo de Espeleología de Villacarrillo, allá por 1979. Sus primeros años fueron muy duros, sin apenas conocimientos de exploración ni material. Con un equipo prácticamente salido de la habilidad de sus manos, se adentraban en cavidades casi siempre horizontales y simas verticales de pequeño tamaño.

Con el paso del tiempo, la asociación fue adaptándose a la tecnología y prosiguieron las investigaciones más intensas, con simas de mayor profundidad. Tanto que en la actualidad investigan cualquier cavidad, por pequeña o grande que sea. Son un fondo de conocimiento y un archivo para la provincia.

TRABAJOS SUBTERRÁNEOS

Sistema de la Murcielaguina (Hornos). Fotografías: GEV.
Sistema de la Murcielaguina (Hornos). Fotografías: GEV.

Pocos saben que los trabajos que realizan estos espeleólogos en el medio subterráneo son altruistas. La exploración e investigación de las cuevas, simas y minas no termina cuando uno se quita el casco, sino que continúa en los despachos. Se realiza una topografía o croquis detallado de cada una de las cavidades, así como otros estudios multidisciplinares añadidos, como por ejemplo geología, arqueología, biología o hidrogeología. También se ponen en práctica conocimientos de localización mediante GPS de la boca de la entrada. Actualmente, el grupo está inmerso en la investigación en Hornos, Santiago-Pontones, Cazorla y Villacarrillo, aunque también se han explorado otros sectores de Siles, Torres de Albanchez, Segura de la Sierra, Villanueva del Arzobispo e Iznatoraf. Y es que Jaén tiene todo un mundo de oscuridad por descubrir.

—Para practicar espeleología o introducirse de forma “turística” dentro de un espacio protegido, como es el caso del Parque Natural de las Sierras de Cazorla, Segura y Las Villas, es necesaria la autorización pertinente por parte de la administración competente. Nosotros la tenemos e intentamos colaborar con el parque en cuanto a la investigación, catalogación, conservación y exploración del medio subterráneo de su territorio.

Toni Pérez es el presidente del grupo y lo que recuerda no es baladí. Denuncia la existencia de furtivismo en este sector, así como empresas de turismo activo que sin permisos utilizan las cuevas para llevar a gente. No hay que olvidar que, por muchas precauciones que se tomen, acaba siendo una práctica que implica cierta peligrosidad y riesgo.

Espeleotemas.
Espeleotemas.

Una de las exploraciones que más tiempo ha requerido es en el Cerro de Hornos, dentro del término municipal que le da nombre. Han descubierto la sima más profunda de Jaén con 203 metros de desnivel y la segunda con más desarrollo, el Sistema de la Murcielaguina, con más de 5 kilómetros de galerías. También destacan las exploraciones en Santiago-Pontones y Cazorla, con cavidades que sobrepasan los 80 metros de profundidad. Todavía se investigan, por lo que seguramente depararán muy buenos resultados en un futuro.

ARQUEOLOGÍA

El carácter multidisciplinar de la espeleología ha permitido descubrir varios yacimientos arqueológicos, sobre todo en la comarca de la Sierra de Segura. Lo que se hace en estos casos es poner en conocimiento de las administraciones competentes los hallazgos. Se han llegado a detectar expolios importantes en algunas cavidades. Recientemente, se ha descubierto la Sima del Puchero y la Sima del Lentisco en el término municipal de Segura de la Sierra, con un yacimiento cerámico y de enterramiento, junto con huesos en perfecto estado.

BIOLOGÍA SUBTERRÁNEA

Protonemura gevi, plecóptero descubierto por el G.E.V.
Protonemura gevi, plecóptero descubierto por el G.E.V.

El Grupo de Espeleología de Villacarrillo es, en la actualidad, uno de los más punteros en Europa del estudio de la biología subterránea. Es una referencia mundial en muchos aspectos de la investigación de esta rama científica. Desde 2001 hasta la actualidad se han descubierto más de 60 especies nuevas para la ciencia de invertebrados, de las cuales 35 han salido a la luz en las revistas científicas para darle validez al descubrimiento.

El principal baluarte de estos trabajos es Toni Pérez, bioespeleólogo que ha participado en innumerables expediciones para realizar trabajos de este estilo en otras provincias como Málaga, Cádiz, Córdoba, Almería y Albacete. Participó en 2006 en la Campaña de Exploración de la cavidad más profunda de Andalucía, el Sistema Sima Gesm-Sima de la luz, en la Sierra de las Nieves malagueña, con más de 1.000 metros de desnivel. El trabajo realizado dio muy buenos resultados, como por ejemplo el descubrimiento de dos especies nuevas: el coleóptero estafilínido Domene gevia Hernando & Baena (2006) y el colémbolo Onychiurus gevorum Arbea (2012).

En Jaén han descubierto la mayoría de sus especies, destacando muchas de ellas por dedicárselas a la provincia, como es el caso del miriápodo diplópodo Archypolidesmus giennensis Mauriès (2014) y el pseudoescorpión Occidenchthonius giennensis (Zaragoza & Pérez, 2013). También se han dedicado muchas especies al G.E.V., como es el caso del opilión Nemastomella gevia Prieto (2008), el plecóptero Protonemura gevi Tierno de Figueroa & López-Rodríguez (2010) y el ácaro oribátido Damaeus gevi Subías (2012).

Además, junto a grandes investigadores de la Universidad de Granada y del Museo Nacional de Ciencias Naturales, Pérez colabora en la investigación del primer pez europeo descubierto con adaptaciones en cuevas en Jaén. Se trata de una especie híbrida del mundo que puede vivir en grutas.

UNA MUJER EN UN MUNDO DE HOMBRES

Fátima García Román comenzó en 2005 su incursión en el mundo de la espeleología porque conocía a niños de su zona que la practicaban y las actividades divulgativas que realizaba el Grupo de Espeleología de Villacarrillo. Es campeona de España desde ese año, excepto en 2007. Además es campeona de Europa en 2011 y 2016 y de España en descenso de barrancos, en 2014. Es deportista de alto rendimiento desde 2009.

—No hay ningún deporte exclusivo para hombres o para mujeres. Aunque es verdad que domina la práctica el sexo masculino, hay muchas espeleólogas que lo practican y cada vez más.

Vicepresidenta del grupo de Villacarrillo, su meta es la autosuperación, el compañerismo, explorar lugares que muy pocas personas pueden ver e investigar verdaderas maravillas únicas en el mundo. El predominio del hombre en la práctica de la espeleología es todavía considerable, pero Fátima García considera que, por suerte, hay cada vez más mujeres. Toni Pérez lo tiene claro:

—Siempre ha sido un compañero más y nunca se le ha visto como mujer. Ha trabajado como el que más en todas las investigaciones subterráneas.

Fátima García comenta que, desde sus inicios, se le ha inculcado valores muy especiales. Compañerismo, respeto hacia los demás y hacia el medio ambiente en general, superar los miedos y saber las limitaciones de cada uno, así como la importancia de la divulgación y la autosuperación.

—No olvidaré haber sido espeleóloga en el Grupo de Villacarrillo en toda mi vida.

Toni Pérez y Fátima García (presidente y vicepresidenta del G.E.V.).
Toni Pérez y Fátima García (presidente y vicepresidenta del G.E.V.).

ESPELEOLOGÍA DEPORTIVA

Premio Jaén Joven 2016 al G.E.V.
Premio Jaén Joven 2016 al G.E.V.

Fue en 2001 cuando se creó la Escuela de Espeleología. Imparte tanto la formación científica de exploración e investigación subterránea, como la labor deportiva y de competición. Actualmente cuenta con 25 alumnos, entre los que se intenta tener y promover la igualdad de género y la paridad. No hay que olvidar que la espeleología fue considerada siempre una actividad practicada por hombres. Así, alumnos desde los 7 años hasta los 18 no solo aprenden la disciplina, sino valores sociales.

Hacer un relato de sus triunfos durante estos 16 años de vida requeriría un reportaje aparte. Solo para hacerse una idea:

—588 medallas de oro, 357 de plata y 260 de bronce.

—53 veces pódiums completos sin ceder medalla alguna.

—133 récords de España batidos a lo largo de la historia.

—Poseedor actual de 33 récords de España.

—Seis plusmarcas europeas fijadas.

—Cuatro récords del mundo.

—Seis deportistas de alto rendimiento en espeleología desde 2009.

—Ocho años Club Campeón de Andalucía.

—Diez años Club Campeón de España.

—Dos años, con el actual, campeón de Europa.

Algunos deportistas medallistas en el Campeonato de Europa de 2016
Algunos deportistas medallistas en el Campeonato de Europa de 2016.

MEDIO AMBIENTE

En colaboración con el Parque Natural y Reserva de la Biosfera de las Sierras de Cazorla, Segura y Las Villas, se ha emitido un informe único para la gestión y conservación del medio subterráneo de 23 cavidades que se ubican dentro de las fronteras de este espacio natural protegido. Seis son de Hornos, cuatro de Siles, tres de Villacarrillo, tres de Peal de Becerro, tres de Cazorla, dos de Segura de la Sierra y una de Santiago-Pontones. Se proponen 21 para la regulación de accesos algo más restrictiva que la existente, y dos de ellas para que puedan llevarse a cabo labores espeleológicas completas tanto de investigación como de espeleología deportiva. Este informe pretende ser una herramienta para la regulación de accesos y permisos tanto deportivos como de investigación en el interior de estas cavidades.

Las justificaciones presentadas por el Grupo de Espeleología de Villacarrillo son valoraciones sobre la biología subterránea (presencia de quirópteros o fauna invertebrada única y endémica), geología (variedad y cantidad de espeleotemas) y arqueología (pinturas rupestres, cerámica, restos óseos).

—Muchas de estas cavidades que proponemos están cercanas a algún carril o a alguna carretera, e incluso son muy conocidas por gente del lugar. En muchas de ellas se han expoliado restos arqueológicos, se han hecho pintadas, se han roto estalactitas y estalagmitas, se han ensuciado e, incluso, hay empresas de turismo activo o sin ser empresas que llevan a la gente a estas cuevas, y las están destrozando.

CULTURA

Puede sonar raro unir la palabra espeleología con cultura. Sin embargo, casan a la perfección. Por ejemplo, fueron redescubridores del Refugio Antiaéreo de la Guerra Civil de Villacarrillo. Esta disciplina ha permitido el estudio del aljibe subterráneo de la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, o el redescubrimiento de la reconocida e histórica Mina de los Frailes de Villacarrillo. También han apostado, en multitud de ocasiones, con propuestas para la puesta en valor de Villacarrillo, como por ejemplo en la creación de un Museo de Usos y Costumbres, Museo Etnológico o Etnográfico o el Centro de Interpretación de la Espeleología, Exposición permanente de objetos de celebridades de Villacarrillo.

Realizando trabajos de instalación
Realizando trabajos de instalación.

DIVULGACIÓN

—El objetivo fundamental que nos planteamos desde la fundación fue divulgar lo que hacíamos. Llevar a la gente lo que veíamos. Suponemos que muchas personas no pueden meterse en cuevas por su físico, por problemas psicológicos o por temas de autorizaciones y demás, por lo que la divulgación mediante las publicaciones es muy importante.

Así, el Grupo de Espeleología de Villacarrillo es, actualmente, el que más publicaciones tiene y con más periodicidad de España. Edita de forma anual el boletín Espeleo, en el que se comentan todas las actividades reseñables del club durante ese año. Ya se han editado 28. También cuentan con la revista científica Monografías bioespeleológicas, con 11 números, única de su género en el país. La edición digital también ha llegado hasta la asociación con la revista digital internacional de espeleología Gota a gota. Además, en el mercado tienen seis libros.

Se le suman, además, la organización de jornadas de divulgación y de premios.

—Durante nuestra historia hemos organizado multitud de jornadas de divulgación, un campamento andaluz, un congreso internacional, concursos internacionales de fotografía, etcétera. El objetivo es siempre divulgar nuestra actividad. Durante este 2017 también pretendemos dar alguna conferencia y algún curso más. Nos han propuesto para 2018 y 2019 organizar en Villacarrillo algunos congresos, jornadas técnicas y demás, pero tenemos que tener en mente lo de este año, para poder hacer más cosas en años posteriores.

Toda esta ingente cantidad de trabajo les ha hecho merecedores de numerosos reconocimientos, entre ellos: nominado al “Premio Internacional Alfonso XII”, “Premio AGESPORT 2012 a la mejor entidad deportiva sin ánimo de lucro de Andalucía” o el “Premio Andalucía de Exploración e Investigación”, entre otros.

Una larga lista de trofeos que reconocen una única meta: iluminar la oscuridad.

Comments

comments