Cerrar Buscador
PUBLICIDAD

Aloe vera: El ritual de belleza mantendrá a raya tus estrías

Por Redacción - Marzo 25, 2020
Aloe vera: El ritual de belleza mantendrá a raya tus estrías

¿Qué son las estrías?

Una mala alimentación y una hidratación deficiente conforman la raíz del problema. Las estrías son las cicatrices derivadas de las roturas de la dermis, visibles a través de la transparencia de la epidermis. Sin embargo no son cicatrices normales: presentan una fibrosis excesiva en forma de cordones como respuesta a la rotura y la mala calidad de las fibras de colágeno.

Mala calidad derivada de una mala alimentación y una hidratación deficiente.

La clave: Una alimentación adecuada

Lo primero el agua. Beber agua es primordial para mantener el buen funcionamiento de todo el organismo. Sin embargo, hay que tener en cuenta que beber agua en exceso no mejora la salud de la piel (ni la empeora)... simplemente se elimina a través de la orina. Así que no hace falta que te pases. Tomar 1,5 L de agua al día, aparte del agua contenida en las comidas, es más que suficiente.

Sin embargo podemos optimizar la ingesta de líquidos a través de la dieta para tratar nuestro problema...

El colágeno y los alimentos

Una alimentación rica en colágeno (gelatina, caldo de huesos, huevos), ácido lipoico y taurina (ajo), vitamina A (zanahorias) y vitamina C (brócoli) te asegurarán la elasticidad de la piel

El caldo de huesos

Es uno de los pesos pesados en contenido de colágeno. Habrá mucha gente que no tenga costumbre de tomarlo solo como un consomé. Sin embargo es la alternativa saludable a los cubitos de caldo concentrado. Si lo usas como ingrediente para tus guisos, arroces y pastas en lugar de agua estás convirtiendo un plato normal en medicina para tu piel.

Los agentes tópicos

El aporte extra a la alimentación lo haremos a través de dos grandes de la medicina natural: El Aloe Vera y el Aceite de Almendras.

El Aloe Vera tiene la capacidad de penetrar hasta la capa más profunda de la piel haciendo de vehículo para otros elementos activos como vitaminas, minerales, etcétera.

Y su legendaria capacidad para eliminar cicatrices -siendo constante- hace que las estrías no sean rival.

Por otro lado, el Aceite de Almendras reduce la cicatrización hipertrófica y su capacidad humectante mantiene la piel flexible y a prueba de roturas.

Muy bien cada uno por separado, pero ¿qué pasa cuando los usamos juntos?

El ritual

Cuando hablamos de rituales de belleza nos referimos a ese conjunto de acciones que realizamos a diario para obtener algún beneficio estético. Es primordial que los rituales de belleza sean asumibles, asequibles y efectivos. Si no, terminaremos por dejar de llevarlos a cabo en cuestión de días.

Nuestro ritual es simple: En la ducha, después de secarte, te extiendes concienzudamente muy poca cantidad de Aceite de Almendras en la zona a tratar, y seguidamente, una cantidad generosa de gel de Aloe Vera.

Verás con qué rapidez se absorbe todo (mucho más rápido que un body milk convencional) y no quedará nada de residuo graso. De hecho, si queda residuo graso, es que has puesto demasiado Aceite de Almendras. No es malo, pero es caro… así que usa menos la próxima vez.

¿Qué hemos conseguido?

El Aloe Vera ha llegado a las capas internas de la piel con todas sus propiedades cicatrizantes y curativas, pero además, consigo se ha llevado al Aceite de Almendras, que de no ser por este vehículo, se hubiera quedado en la epidermis. Por lo que la dermis, (la capa intermedia de la piel, donde residen las estrías) está ahora disfrutando de una hidratación extra, un aporte extra de Vitamina E, que le confiere elasticidad y mantiene el colágeno como nuevo.

Con este simple gesto estamos regenerando y previniendo la aparición de las estrías

¿Por qué después de la ducha?

Porque de la misma manera que el Aloe Vera introduce a capas más profundas de la piel los beneficios del Aceite de Almendras, en una piel sucia puede servir de vehículo a toxinas y otras sustancias indeseables que comprometan la salud de nuestra piel.

Aloe Vera y Rosa Mosqueta

¿Podríamos hacer el mismo ritual pero con aceite de Rosa Mosqueta? Por supuesto. Además tendríamos un aporte extra de vitamina C, un potente antioxidante que mantendría nuestra piel joven por más tiempo. Sin embargo hemos elegido el Aceite de Almendras para este artículo porque en el tratamiento de las estrías es igual de potente que el Aceite de Rosa Mosqueta y es mucho más barato

… y en los rituales de belleza la economía también es importante ¿verdad?

 

He visto un error

COMENTARIOS

Deja un comentario


COMENTA CON FACEBOOK

Entendido

Usamos cookies. Pero tranquilo. Solo lo hacemos para facilitar el uso que los usuarios como tú hacéis de nuestra web. Así podemos elaborar estadísticas e identificar lo que funciona y mejorar lo que no. Si continúas navegando entendemos que aceptas el uso que le damos a las cookies. Más información sobre cookies y como deshabilitarlas aquí.