Cerrar Buscador

Cerrado a las seis

Por Esperanza Calzado - Noviembre 11, 2020
Cerrado a las seis
Comercio adaptan el horario a las medidas Covid-19. Foto: Esperanza Calzado.

Comercios adaptan su horario para adelantar el cierre a las seis de la tarde tal y como mandan las nuevas medidas aprobadas por la Junta y aguardan con temor las futuras decisiones

Seis y cuarto de la tarde. Anochece y las calles de la capital del Santo Reino son más oscuras de lo habitual. No hay luces de escaparates que iluminen vías como San Clemente o Roldán y Marín. Bernabé Soriano se apaga y las persianas de los pocos negocios que todavía restan activos de la antigua Espartería están bajadas. En Álamos, el amarillo del supermercado sobresale en una ciudad que desde ayer cierra a las seis de la tarde. Se apagan las luces por obligación y en señal de protesta, con la campaña impulsada por la asociación Müy Jaén.

Más de uno recordó la estampa del sábado 14 de marzo, cuando la ciudad, la provincia y el país se paró en seco a causa de un virus que hoy agota a la ciudadanía. Y lo hace especialmente al pequeño autónomo, al que tiene que echar el cierre, que observa con resignación cómo las medidas para contener la expansión de la Covid-19 son inversamente proporcionales a sus ingresos. Pero saben que tienen, que deben hacerlo. No por ello, miran con recelo un posible confinamiento total.

La Maison está en la esquina de la calle Álamos con Colón. Las empresarias de esta peluquería fueron de las que, en marzo, decidieron cerrar voluntariamente antes de saber si eran servicios esenciales o no; si podían funcionar en pleno estado de alarma. Ellas lo tuvieron claro desde el primer momento: había que arrimar el hombro y tenían que cerrar. Ayer, reajustaban horarios y planificaban la jornada intensiva para, por segunda vez, verse afectadas por las medidas de contención del virus.

—El lunes creíamos que sí, que podíamos abrir en horario normal pero, finalmente, nos comunicaron que no. Lo que hemos hecho es adelantar las citas previstas y hacer jornada intensiva de nueve a seis de la tarde.

Ana Flores agradece la comprensión de los clientes a los que, a última hora, tuvieron que cambiar las citas y que entendieron a la perfección la situación. Gratitud en unos tiempos donde la seguridad prima en la peluquería y en los que no se puede evitar mirar hacia el futuro. Cuando se le pregunta qué pasaría si se produce un nuevo confinamiento como en marzo la respuesta es:

—Uf. Sería duro, durísimo.

 La peluquería La Maison adapta su horario a las nuevas medidas. Foto: Esperanza Calzado
La peluquería La Maison adapta su horario a las nuevas medidas. Foto: Esperanza Calzado

En plena campaña de ventas ha cogido este cierre adelantado a las administraciones de lotería. Manuel Aceituno es el responsable del establecimiento La Carrera, en Bernabé Soriano.

—Quien quiere comprar Lotería o echar su apuesta adelanta la hora. Esperamos que las compras se adelanten a la mañana o a primera hora de la tarde porque, ahora, pasamos a abrir de cuatro y media a seis.

Como tantos y tantos, han adaptado el horario mientras esperan con recelo lo que ocurra en el futuro. Esperan que no haya un cierre total como en Granada porque, ahora, están en la cresta de la ola de las ventas. En plena campaña de venta de Navidad, es ahora cuando se hace el sesenta por ciento de la facturación del año.

—Estos últimos meses son los que nos dan manta para cobijarnos del frío que luego viene.

Otra de las preguntas que vienen a la cabeza para este sector es sí se ha notado un incremento de la compra online. Hasta el momento no ha sido así y las ventas en ventanilla se mantienen. Sin embargo, el golpe duro está siendo con esa Lotería de Navidad que se vendía en bares, peñas, asociaciones, colegios... que ahora ya no se hará. La previsión es que un 70% de esas ventas no se hagan. 

 Clientes en la Administración de Lotería La Carrera. Foto: Esperanza Calzado.
Clientes en la Administración de Lotería La Carrera. Foto: Esperanza Calzado.

Mientras tanto, la Asociación de Empresarios del Centro MÜY JAEN denuncia la actitud de la Junta de Andalucía al "ignorar" su actividad y hacerlos “invisibles” ante una situación económica empresarial que califican de insostenible. "Las nuevas restricciones impuestas son un nuevo golpe al sector comercial y desatan la desazón y falta de ánimo para muchas empresas de proximidad que ven cómo, poco a poco, se está agotando la supervivencia", aseveran.

Es por ello que desde el colectivo se respaldarán las dos marchas en protesta y reivindicación de los derechos de los empresarios, tanto el próximo jueves 12 como el domingo 15 de noviembre de 2020. Y para reclamar la visibilidad que el sector comercial tiene, han puesto en marcha una campaña de concienciación bajo el eslogan “Se apagan nuestras ilusiones y nuestra ciudad”, apagando las luces de los comercios desde el día 9 hasta el 23 de noviembre a partir de las 18:00h, hora de cierre impuesto por la Junta de Andalucía.

 

He visto un error

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK