Cerrar Buscador

¿Qué hay de mi dinero?

Por Esperanza Calzado - Abril 01, 2019
Compartir en Twitter @Esperanza44
¿Qué hay de mi dinero?

Empresas de fuera de la provincia sacan a la luz las deudas impagadas por el Ayuntamiento de Jaén

540, 550, 560 días. Es el periodo, aproximado, que tarda el Ayuntamiento de Jaén en pagar a sus proveedores. La Administración municipal es incapaz de abandonar la senda de la morosidad por más que lo intente, con una deuda acumulada que le deja poco margen de maniobra. Sin embargo, las empresas que les prestan servicios quieren cobrar. Han hecho su trabajo y cuando la factura pendiente asciende a miles de euros supone una asfixia en sus tesorerías. Estas últimas semanas, cada vez son más los proveedores, sobre todo de fuera de la ciudad, que han decidido hacer pública su situación.

Es el caso, por ejemplo, de Lince Comunicación S.L., con sede en Madrid. Ellos reclaman el pago de la factura 1462-2018, correspondiente al contrato de gestión del Cine de Verano Alameda. Fue el 10 de abril de 2018 cuando se resolvió la adjudicación a la firma, servicio que se prestó los meses de julio, agosto y septiembre. La factura se presentó el 14 de septiembre. El importe, 10.769 euros.

"En las últimas conversaciones mantenidas con los funcionarios del departamento de Cultura, nos trasladan la incapacidad del Ayuntamiento de Jaén de poder hacer frente al pago de las facturas por falta de fondos", denuncia la empresa en un comunicado remitido a este periódico. También alerta de que estos mismos trabajadores les han asegurado que desconocen cuándo se podrá tener fondos de nuevo para poder hacer frente al pago de sus acreedores. 

También ha denunciado su situación Andacar 2000. Según publica Radio Jaén, la empresa adjudicataria del renting de los vehículos policiales ha hecho pública una información en la que asegura que no se le ha abonado ninguna de las cuotas desde el mes de octubre de 2018. Denuncia el impago de 22.748 euros. "Entendemos que el Ayuntamiento pagará a sus funcionarios en tiempo y forma, y estamos convencidos de que no aguantarían tanto sin cobrar. Pero se permite el lujo de asfixiar a los proveedores llegando a tardar 473 días para efectuar el pago”, lamenta en un comunicado.

He visto un error

Únete a nuestro boletín

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK