Cerrar Buscador

Dräko Moragas, pura 'loküra' musical desde Fuerte del Rey

Por Javier Cano - Marzo 23, 2021
Compartir en Twitter @JavierC91311858
Dräko Moragas, pura 'loküra' musical desde Fuerte del Rey
Foto: Drako Moragas Oficial.

El artista presenta un adelanto de su primer larga duración, Löko, una apuesta por la fusión entre el rock, el "flamenquito" y el hip-hop que no deja indiferente

Se llama Dräko Moragas, un nombre que por sí mismo es ya toda una declaración de intenciones: el dragón, la serpiente... Hijo de Fuerte del Rey (la 'fuerza' lo acompaña hasta en la toponimia de sus orígenes), este artista multidisciplinar con más de veinte años de experiencia sobre los escenarios está inmerso en plena promoción del que será su primer LP, Löko, un disco personalísimo con el que aspira a calar, vía oídos, en los mismísimos tuétanos del personal a golpe de rock, "flamenquito" y hip hop: una mezcla explosiva.

"Hay que buscar algo diferente, relativamente comercial, pero la gente se ha centrado en el reggaeton o el flamenquito pop, que es lo que funciona, y hay fusiones que todavía no se habían probado, y ahí estamos", aclara Dräko.

Vaya que sí; ha investigado "dentro del gusto latino" y ha encontrado la mezcla perfecta para traducirse a sí mismo a través de su música, a partir de la innovación. Ahí están ya los primeros temas de Löko, que comienzan a funcionar en las listas nacionales de emisión con su personalísima propuesta. 

Estética a lo Mad Max, en la línea de eso que el gran Umberto Eco bautizó como "apocalíptico", para una suculenta piriñaca de "flamenco puro" (el que aporta la cantaora Mónica de Diego) y rock con "toques de hip hop", detrás de cuyas letras y armonías está el puro Dräko. 

Acaba de lanzar su nuevo videoclip de la mano de 19 días y 500 noches, el exitazo de Sabina, que se ha llevado totalmente a su terreno para, en tiempos de pandemia, "contagiar" en el mejor sentido de la palabra al personal, "inundarlo" de lo que lleva dentro.

Hablando de coronavirus..., en cuanto el Covid les deje tiene claro que van a por todas, les puede el hambre de escenario. Quizás, incluso, cuando la 'vida' vuelve a visitarle (Sabina, siempre Sabina) se deje caer por su pueblo natal para compartir con sus paisanos lo que, después de tantos años de vivir en la carretera, mejor le representa a día de hoy: "Allí tengo mi empresa de espectáculos, mi taller de costura, mis padres, mi familia...". Casi nada.

He visto un error

Únete a nuestro boletín

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK