Cerrar Buscador

EL TRIENIO MÁS TRÁGICO EN LA SIERRA SUR

Por Fran Cano - Febrero 26, 2022
Compartir en Twitter @FranCharro
EL TRIENIO MÁS TRÁGICO EN LA SIERRA SUR
Protesta en memoria de Khawla en Alcalá la Real. Foto: Fran Cano.

Alcalá la Real y Frailes sufren los asesinatos consecutivos de Cristinel, Francisco Zúñiga y Khawla Elhabia en 2020, 2021 y 2022, respectivamente

Tres años, tres muertes por asesinato. Alcalá la Real y Frailes, municipios tranquilos de la Sierra Sur, han recibido la tercera década del nuevo milenio con tres crímenes consecutivos perpetrados en enero de 2020, en febrero de 2021 y en febrero de 2022. Perdieron la vida a manos de otra persona Cristinel en una casa de temporeros de Frailes; Francisco José Zúñiga a las puertas de la Iglesia de Consolación de Alcalá la Real, y, más recientemente, la menor Khawla Elhabia Zeroil, asfixiada junto a la Fortaleza de La Mota. Los casos están pendientes de juicio.

EL DUELO POR KHAWLA EN ALCALÁ LA REAL

La muerte de Khawla, de 14 años, la noche del martes 15 de febrero ha conmocionado a Alcalá la Real, que guardó el luto durante tres días. N. N. N., el autor confeso del crimen, de 22 años, está en prisión preventiva y es investigado por agresión sexual y por asesinato. "Llevaba días detrás de ella", admite T., una amiga de la menor en declaraciones a este periódico. Acudió al memorial en honor de Khawla del pasado sábado en el Recinto Ferial con dos rosas. La investigación policial descartó que hubiese relación afectiva entre Khawla y el autor confeso de los hechos. No obstante, en el ambiente académico circula esa teoría que confirman desde el entorno de la malograda adolescente: él sí sabía quién era la menor.

La familia de Khawla pensó desde el primer momento que su muerte había sido "una trampa". Tal y como contó este medio, la pequeña estaba haciendo deberes con una amiga el día del crimen. En un momento de la tarde, un amigo en común llegó acompañado de N.N.N. Poco después, éste y Khawla saltaron un vallado para entrar a un espacio de La Mota. Sobre las 21:30 horas, N. N. N. llamó al 112 y confesó el crimen. Ha sido la única vez que ha colaborado en el caso. Ni cuando llegaron los agentes esa noche ni cuando pasó a disposición judicial, el pasado viernes 18 de febrero, ofreció más detalles.

–Ya no podemos estar tranquilas ni en nuestro pueblo. Esto parece una capital —lamentó una madre de Alcalá la Real a las puertas del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2.

La rabia, el dolor y la impotencia se extendieron en una jornada maratoniana que acabó sobre las 17:00 horas, después de que prestasen declaración tres menores y un testigo. El arrestado se acogió a su derecho de no declarar.

El coche que trajo al autor confeso al Juzgado llegó en torno a las 09:30. En el asiento trasero, donde viajó N. N. N., había un cubo de Rubik. Excompañeros de clase del arrestado confirman a este medio que N. N. N. solía llevar consigo el conocido rompecabezas mecánico tridimensional. "Era alguien diferente. No hablaba mucho en clase. A mí la verdad es que no me sorprende lo que ha hecho", admite una joven que años atrás compartió aula con el detenido.

El estreno en prisión de N. N. N. ha sido convulso. El pasado miércoles protagonizó una escena de violencia. Estaba en el patio, se negó a volver a la celda y agredió a dos funcionarios de la prisión. Estará en aislamiento tres meses y ha sido trasladado a Albolote (Granada).

Los restos mortales de Khawla descansarán en Marruecos, donde viajó ayer la familia para darle sepultura. Hakima y Hassan Zeroil, madre y tío de la menor, han agradecido el apoyo de la población alcalaína. "Confiamos en la Justicia de España", han expresado y esperan que la condena para el asesino sea "la máxima". Están pendientes del informe forense definitivo.

 Pasa a disposición judicial el presunto autor confeso del homicidio de Khawla. Foto: Fran Cano.
Pasa a disposición judicial el presunto autor confeso del homicidio de Khawla. Foto: Fran Cano.

CUANDO SE APAGÓ LA LUZ MÁS ESPECIAL DE CONSOLACIÓN

Febrero, el mes del amor y del Carnaval, también fue trágico para la Sierra Sur en 2021. Francisco Zúñiga, de 53 años, fue asesinado la noche del 26 de febrero, hace justo un año, a las puertas de la Iglesia de Consolación de Alcalá la Real. El sacristán recibió varias puñaladas por parte de un temporero, de nacionalidad rumana, que llevaba días por la zona en malas condiciones y reclamando ayuda.

Todo ocurrió muy rápido a los pies de la parroquia de Santa María la Mayor, a la que tantas horas entregó Zúñiga en vida. El sacristán había advertido en más de una ocasión al jornalero, de 34 años, que aquel no era el lugar apropiado para pedir dinero.

—Es la casa del Señor —le dijo.

Fue en torno a las 20:20 horas de aquel día cuando el centro coordinador del 112 recibió las llamadas alertando del crimen. Zúñiga fue atacado por sorpresa con una navaja cuando cerraba la iglesia como cualquier día. Nada se puedo hacer por la vida del sacristán en los intentos de reanimarlo.

La actuación de los Cuerpos de Seguridad fue contundente. La Guardia Civil detuvo al presunto asesino en la calle Guardia Ávila García. La colaboración de un vecino, que presenció el ataque, resultó crucial.

El Ayuntamiento declaró un día de luto en honor de "la luz más especial de Consolación". Las muestras de cariño de los vecinos hacia Francisco Zúñiga se sucedieron al día siguiente de perder la vida. Cirios, fotografías y flores poblaron el entorno de la Iglesia. Nadie entendía nada. "Paco era de los mejor que teníamos en Alcalá", concedió un mayor en declaraciones a este medio.

Amadeo Rodríguez, entonces obispo de Jaén, presidió la misa para despedir a Francisco Zúñiga. "Era un hombre muy de fe, una persona que confiaba en Cristo y que hacía el bien a sus hermanos", concedió Rodríguez. El juicio por la muerte del sacristán aún no está fijado.

 Última despedida de Francisco José Zúñiga. Foto: Fran Cano.
Última despedida de Francisco José Zúñiga. Foto: Fran Cano.

PIDEN 19 AÑOS DE CÁRCEL PARA LOS TEMPOREROS ACUSADOS EN FRAILES

El primero de los tres crímenes recientes en la Sierra Sur fue el 1 de enero de 2020, en Frailes. Cristinel, de 41 años, perdió la vida tras ser atacado con extrema violencia, presuntamente, por otros dos temporeros rumanos con los que compartía vivienda en la calle Carboneras. Tal y como avanzó Europa Press, la Fiscalía de Jaén pide 19 años de cárcel para los supuestos agresores, de 34 y 19 años de edad. El Ministerio Público califica los hechos como constitutivos de un delito de asesinato. Está fechado el juicio en la Audiencia de Jaén para el próximo 14 de marzo.

Cristinel era un temporero que acumulaba años en la Sierra Sur. Nunca había dado problemas de convivencia. Sus visitas a los bares de Frailes, después del jornal, eran fugaces y a menudo iba acompañado de bolsas de comida, según pudo comprobar Lacontradejaén.

Los hechos ocurrieron sobre las 19:30 horas. Antes, a las 17:00, la víctima estaba en la planta superior mientras los arrestados y otra persona que visitó el lugar estaba abajo. Cristinel bajó para quejarse por el ruido. La respuesta fue brutal: lo tumbaron en el suelo de un puñetazo y siguieron golpeándolo en el rostro, el tórax, el abdomen, la cabeza y la espalda hasta provocarle la muerte.

El temporero perdió la vida por un "cuadro de shock traumático-hipovolémico a consecuencia de múltiples traumatismos craneoencefálico, abdominal y torácico". Aquella noche, agentes de la Guardia Civil acordonaron la casa e indagaron en el Parque del Voluntariado del Covid-19, popularmente conocido como el de Las Cuevas.

La Fiscalía reclama a los dos acusados que indemnicen en 200.000 euros a la familia del fallecido. El Ayuntamiento de Frailes condenó lo sucedido, una excepción en un pueblo que siempre ha convivido en armonía con los trabajadores extranjeros durante la recolecta olivarera.

Los censos de Alcalá la Real y de Frailes sumados no llegan a los 25.000 habitantes. Son poblaciones tranquilas, aunque desgraciadamente familiarizadas con el suicidio, realidad que atrae más focos mediáticos que respuestas. El primer trienio de la tercera década del nuevo milenio deja tres historias terribles, todavía pendientes de resolución judicial.

 La casa donde ha ocurrido la pelea que ha desencandenado la muerte de un hombre. Foto: Fran Cano.
La casa donde ha ocurrido la pelea que ha desencandenado la muerte de un hombre. Foto: Fran Cano.

He visto un error

Únete a nuestro boletín

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK