Cerrar Buscador

"No podemos dejar de alimentar a los gatos por el confinamiento"

Por Javier Cano - Abril 04, 2020
"No podemos dejar de alimentar a los gatos por el confinamiento"

Loli Claverías (Villacarrillo, 1981) se ha ganado ya la doble 'nacionalidad' después de veinte años de residencia en Jaén capital. Maestra de profesión, el respeto por los animales que ha respirado en su familia desde que era pequeña la ha convertido en una mujer entregada a velar por ellos a base de tiempo, esfuerzo y, también, dinero. Una dedicación que ha orientado hacia las colonias felinas urbanas, a las que alimenta, les procura esterilización y cuida como San Francisco de Asís recomendaba: igual que a 'hermanos menores'. Presidenta de la Asociación CER El gato jiennense, lo tiene tan claro como el resto de sus compañeros: "No se puede dejar a los animales sin comer y sin esterilizar por culpa del coronavirus". 

—¿Cuándo comenzó a cuidar de los animales, de dónde le viene ese interés por la situación de las colonias urbanas de gatos?

—Desde pequeña. En mi casa siempre ha habido un gran respeto por los animales. Los primeros perros que tuve fueron rescatados de la calle, empezó a rescatar y a tenerlos de acogida. Desde que dispongo de vivienda propia en Jaén, hace unos veinte años, me hice socia de la protectora, para echar una mano. Poco a poco, aunque me gustan todos los animales, empezó mi preocupación por los gatos, veía muchas camadas que no dejaban de reproducirse y, gracias a mi amiga Isabel Tere [Isabel Teresa Pérez], a la que conocí con esto de los perros, empezamos a trabajar con los gatos.

—¿Cómo era aquel trabajo inicial, Loli? 

—Empezamos a conocer el método CER a través de un veteninario que llegó nuevo a Jaén, nos facilitó unas jaulas trampa y nos explicó cómo trabajaban en otros países. De esto hace ya siete años. Así empezamos a controlar colonias dentro de nuestras posibilidades, porque lo pagamos todo de nuestros bolsillos. A través del boca a boca, poco a poco nos ha ido conociendo gente que nos ha ayudado con algún donativo. Ahora somos un grupo de unas doce personas constituidas en la Asociación CER El gato jiennense, desde hace un año. Unos acogen para la recuperación de las hembras, que tras la cirugía necesitan unos días sin liberar; otros colaboran con el tema económico, otros capturando en la calle... cada uno aporta su granito de arena. Teníamos prevista una reunión con la concejal de Medio Ambiente para abordar la posible implantación del método CER en Jaén, pero con esto de la alarma se ha parado todo.

—¿En qué consiste exactamente el método CER?

—Captura, esterilización y retorno. 

—Y estos días de confinamiento, ¿es posible continuar normalmente con esas tres actividades?

—Se ha complicado todo, pero la alimentación de las colonias felinas está permitida, así lo recogen el Real Decreto y la Dirección General de Derechos de los Animales. Sí hace falta que o bien nuestro veterinario nos acredite, o pedir permiso al veterinario municipal, como hemos hecho nosotros, y tenemos autorización municipal. No se pueden paralizar del todo las capturas, es un tema de salud pública; sobre todo ahora, que es la epoca de nacimientos, cuando están pariendo muchas gatas. Si esto se descontrola, si no capturamos, nacerán más todavía.

—¿Cómo sortean las limitaciones que impone el estado de alarma para continuar con su labor?

—Tenemos los permisos oportunos y lo estamos haciendo de una manera un poco más limitada. Se les alimenta con muchas precauciones, espaciando las puestas de comida y siempre individualmente. No se puede dejar sin comer a unos animales que están acostumbrados a que se les ponga. Son gatos ferales [nacidos en la calle], no están acostumbrados a cazar, no saben. Si no les pones comida, no sobreviven, y no ponerles alimento sería maltrato animal. 

—La crónica de un día 'normal' de Loli Claverías desde que se decretó la cuarentena...

—¿Un día normal en estado de alarma? Como maestra que soy tengo mis tareas, mis papeles, orientar a los padres para que los niños sigan trabajando en casa... Una vez al día, día sí dia no, intento poner la jaula trampa en los lugares donde estoy autorizada. Traslado gatos al veterinario, que los esteriliza, y se tiene en recuperación a las hembras; a los machos no, porque a las veinticuatro horas pueden volver a su colonia. Captura, traslado al veterinario, cuidar a los de acogida y a los operados y, cuando llega el momento, devolverlos a las colonias.

—No se aburre, entonces.

—No, no, estoy entretenida.

—¿Ha notado que los jiennenses abandonen a sus mascotas, especialmente a sus gatos, desde que comenzó el confinamiento a causa de la emergencia sanitaria?

—De gatos no he visto especialmente que haya más ni que se hayan abandonado. Se está intentando difundir por todos los medios que este coronavirus específico es humano, no felino ni canino, y parece que la gente está tranquila. Las noticias que he tenido al respecto son de otros sitios, aquí en Jaén no lo he notado, y tampoco de que haya un especial abandono de perros. No sé si a largo plazo lo notaremos.

—¿Qué es lo mejor que se puede hacer por un gato callejero ahora mismo? ¿Qué recomienda usted a quien se sienta comprometido con esta causa y quiera colaborar?

—Toda persona que alimente, que se preocupe por los gatos de la calle, que piense que el mejor favor que le podemos hacer a un gato no es ponerle de comer, que está muy bien. Si nos limitamos a eso, es pan para hoy y hambre para mañana; si no los esterilizamos va a haber siempre decenas de gastos en esa zona. Que se pongan en contacto con nosotros, que se impliquen ayudando en las capturas, o si por falta de tiempo o por edad no pueden, que hagan una aportación económica, la que buenamente puedan, para esterilizar a los gatos, es lo mejor que podemos hacer con ellos.

—¿Adónde deben dirigirse las personas interesadas en contribuir con esta causa?

—A los perfiles de Facebook con el nombre de la asociación, CER El gato jiennense. Quienes se decidan por ayudar a esterilizarlos deben saber que los gatos ganan en calidad de vida, no pasan el celo, no se pelean y, de esta forma, no caen enfermos o mueren en las peleas de las montas. Y además es un gran beneficio para la ciudad. A ver si el Ayuntamiento por fin se impllica e implanta oficialmente el metodo CER en Jaén, como se hace en casi todas las capitales españolas. Jaén, una capital, no puede ir por detrás de pueblos de la provincia que ya realizan ese método. Parece que, por lo menos, hay predisposición de la concejalía para reunirse con nosotros, vamos por buen camino.

—¿Quiere enviar un mensaje a las personas que se preocupan por los gatos de las colonias y, también, a quienes piensan que lo que hace usted no tiene valor alguno?

—A la gente hay que decirle que no se puede dejar sin alimentar a los animales, ni en colonias ni en los campos; hay gente asutada en sus casas que tiene animales en sus campos, y hay que decirle que .pueden bajar legalmente; si tú le dices a la Policía que tienes gatos o perros en tu finca, no te pueden prohibir echarles de comer. Que imaginen la agonía de esos animales... 

 Isabel Teresa Pérez, una de las más activas veladoras de las colonias felinas jiennenses.
Isabel Teresa Pérez, una de las más activas veladoras de las colonias felinas jiennenses.

He visto un error

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK

Entendido

Usamos cookies. Pero tranquilo. Solo lo hacemos para facilitar el uso que los usuarios como tú hacéis de nuestra web. Así podemos elaborar estadísticas e identificar lo que funciona y mejorar lo que no. Si continúas navegando entendemos que aceptas el uso que le damos a las cookies. Más información sobre cookies y como deshabilitarlas aquí.