Cerrar Buscador

Cerca de mil llamadas sin contestar en un día

Por Esperanza Calzado - Noviembre 27, 2019
Cerca de mil llamadas sin contestar en un día

El sindicato CSIF denuncia que se han llegado a perder casi mil llamadas en un día por la falta de personal en Salud Responde

Siguen los problemas en el servicio de Salud Responde, a pesar de que los últimos meses han sido de buenas noticias para el sector. La sección sindical de CSIF en Salud Responde en Jaén alerta de la "gran cantidad de llamadas que se pierden al día por la falta de personal en sala para recogerlas". Las cuantifica en cerca de mil. No solo se denuncia la falta de trabajadores, sino que algunos de los empleados se encuentran con contratos de media jornada o, incluso, de menos horas. 

El 5 de septiembre de 2019, el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, anunció, en sede parlamentaria, que ambos equipos iban a formar parte de la Administración autonómica. "La gestión del servicio telefónico de emergencias sanitarias 061 y Salud Responde dejarán de ser un servicio de gestión privada y se incorporará a la mayor brevedad posible como un servicio propio del Servicio Andaluz de Salud", dijo. Sin embargo, según CSIF los problemas se siguen sucediendo.

"Esta situación es insostenible, se han llegado a perder en un día más de 900 llamadas porque la espera es eterna”, lamenta Carlos Abellán, delegado sindical de CSIF. “No perjudica únicamente a los usuarios – continúa – sino que el estrés laboral es elevadísimo, ya que no hay ningún instante de descanso entre llamada y llamada". 

La sección sindical ya ha preguntado a Ilunion en diversas ocasiones sobre las llamadas, su previsión, incluso si se cumplen las horas marcadas en la licitación en los años que lleva dicha empresa privada gestionando el servicio, sin embargo Ilunion nunca ha dado respuesta. Esta situación ya está en conocimiento de la Inspección de Trabajo.

En este sentido, CSIF considera que este ritmo de trabajo no es sostenible y que acarrea una sobrecarga de trabajo y un estrés laboral que podría provocar bajas de incapacidad temporal. El estrés laboral repercute directamente en la actitud y en la vida personal de los trabajadores provocando problemas de insomnio, fatiga, ansiedad, consumo mayor de medicamentos, incluso llegar a una depresión diagnosticada.

Conviene recordar que la integración de su personal en el SAS se hará de forma gradual, dependiendo de la situación y vinculación del trabajador, tal y como anunció la Junta. En paralelo, se estudiará la situación de los expedientes de contratación en vigor de este servicio con las mayores garantías de seguridad jurídica del personal afectado. Todo este proceso se llevará a cabo previas negociaciones con los representantes laborales.

Esta decisión da cumplimiento a una Proposición no de Ley aprobada por el Pleno del Parlamento de Andalucía en 2015, pese a que ésta preveía que la gestión del servicio telefónico de emergencias sanitarias 061 fuera prestado directamente por la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES). "Nosotros iremos más allá y lo que llevaremos a cabo será la incorporación del servicio al SAS: es decir, lo que hoy se encuentra externalizado, gestión privada, serán gestionado como servicio público", indicó Aguirre.

 

He visto un error

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK