Cerrar Buscador
EN BUSCA DE LA LISTA DE LA COMPRA MÁS BARATA

EN BUSCA DE LA LISTA DE LA COMPRA MÁS BARATA

Por Esperanza Calzado - Octubre 08, 2022
Compartir en Twitter @Esperanza44

¿Dónde comprar para que salga más barato? ¿Cómo han cambiado los hábitos de consumo? ¿Cómo lo está afrontando el comercio de proximidad? El 2022 será recordado como el año de la 'gran inflación' que toca de lleno el bolsillo de los jiennenses

La provincia de Jaén soporta la subida de precios generalizada que afecta al país pero con un agravante. Está, incluso, por encima del aumento del IPC estatal, lo que hace que los gastos corrientes de un hogar se hayan incrementado en un 28,9% en apenas un año. Esta factura incluye el alquiler o hipoteca, la luz y el agua, entre otros. En lo que a los precios se refiere, el aumento en los últimos doce meses en la provincia de Jaén es del 11,4%, según los datos del Instituto Nacional de Estadística. Ante estas cifras, no es de extrañar que cada euro que salga del bolsillo del jiennense se aproveche al máximo.

¿Cuál es el supermercado más barato de la capital del Santo Reino? El Dani de la calle Doce Apóstoles. Al menos así lo ha certificado el estudio "Supermercados 2022" elaborado por la organización de consumidores OCU. El hecho de estar considerado el establecimiento más económico no es baladí en un momento en el que ir a comprar es un verdadero quebradero de cabeza. Sólo hay que darse una vuelta por los establecimientos y comprobar cómo los ciudadanos van móvil en mano, sin salirse de la lista previamente elaborada y comparando precios como antes no se hacía. 

Al igual que 2020 pasó a la historia por ser el del inicio de la pandemia por Covid-19, el 2022 será recordado como 'el año de la gran inflación'. El estudio elaborado por la OCU determina que los precios de la alimentación se han encarecido un 15,2% y todas las cadenas de supermercados analizadas han elevado sus precios. En el caso de Jaén capital, se han estudiado once establecimientos.

Los consumidores se ven cada vez más apurados para llenar sus despensas y la elección de un supermercado con buenos precios dentro de la carestía se vuelve esencial. Si eres vecino de la capital del Santo Reino, ¿dónde es más barato comprar? OCU hace un tripe análisis en función de tres categorías que registran los precios de una larga lista de productos de alimentación, droguería e higiene, que constituyen las distintas cestas de la compra que se manejan para este estudio:

-Cesta OCU: es la más amplia, recoge los precios de 239 productos, tanto de marcas líderes de fabricante como de marcas blancas. Incluye alimentos frescos (frutas, verduras, carnes y pescados), alimentación envasada y bebidas, así como productos de limpieza, droguería y de higiene, dando a cada producto un peso acorde al gasto que estima el INE para cada categoría. Es la cesta más representativa de un consumidor español medio.

-Cesta fresca: incluye solo los alimentos frescos como las frutas, las verduras, la carne y el pescado. Buscamos que sean de la misma variedad y categoría, por ejemplo, manzanas golden categoría “1ª”.

-Cesta Económica: son los productos más baratos del establecimiento que responden a una definición, por ejemplo, 1 litro de leche entera UHT. Es interesante para quienes conceden una gran prioridad al precio y no buscan marcas concretas. Incluye 88 productos de consumo básicos.

En la categoría de la 'cesta fresca' el supermercado más barato es el Dani de Santa Isabel, seguido del Carrefour. El tercer lugar se sitúa el Mercadona y el más caro, en esta categoría, es el Masymas. Con respecto a la 'cesta económica' la mejor opción, con diferencia, es comprar en el Carrefour. Tanto es así que tiene mejor puntuación que Dani. El peor parado en este caso es el supermercado de El Corte Inglés. Finalmente, en la 'cesta OCU' que representa la mejor compra posible, Dani es el líder, seguido de cerca por Mercadona y Carrefour.

Realmente, ¿cuánto han subido los precios en Jaén? El Instituto Nacional de Estadística tiene la respuesta. Los últimos datos actualizados datan del mes de agosto y rubrican un incremento de los alimentos y bebidas no alcohólicas en Jaén del 14,3%. Ocupan el segundo lugar, tras los gastos corrientes. 

Destacan en este comportamiento los incrementos de los precios de la leche, quesos y huevos, mayores este mes que en 2021, la carne, frente a la estabilidad del año anterior, y el pan y cereales, con un aumento superior al de agosto del año pasado.

Y es que literalmente cada día cuesta más llenar el carro. Elementos básicos como el aceite, la leche y los huevos experimentan subidas no asumibles para todos los bolsillos. El aceite ha subido un 26,1%, la leche un 25,1%, los huevos un 21,7%, los cereales un 21% y la carne de ave otro 20,6%. Son los que más se encarecen.

COMERCIO DE PROXIMIDAD FRENTE A LAS GRANDES CADENAS

Frente a las cadenas de supermercados, el comercio de proximidad, de barrio. David Cárdenas es el flamante presidente de la Asociación de Industriales del Mercado de San Francisco de Jaén. Fue elegido en el cargo apenas hace unas semanas y le toma el relevo a Verónica Toledano. Tanto él como sus compañeros miran con preocupación este incremento de costes y de precios de los productos.

—Todos somos consumidores y a mí también me suben las cosas. 

Lo que han notado de forma clara es un cambio en las pautas de consumo.

—Ya no se compra con tanta alegría. Ya no se pide al peso sino por piezas. ¿Eso quién se lo iba a imaginar antes gente de mi sector, de la fruta, por ejemplo?

David Cárdenas confiesa que esta modificación de la tendencia no sólo se detecta en las personas mayores, sino también entre los más jóvenes. A este último colectivo es al que dirige su mensaje invitándolos a conocer los mercados.

—Somos una selva de precios, de calidades... Es un centro comercial con una gran variación de precio adaptada a cualquier bolsillo. Por lo que invito a la gente a acudir.

Y es que a ojos del representante de cerca de un centenar de industriales, el comercio de proximidad es una alternativa competitiva a las grandes superficies.

 
 

De cambios de tendencias y de precios competitivos habla con propiedad el industrial Plácido García. Fue allá por 1940 cuando Frutas y Verduras Plácido subió la persiana en una plaza que ha cambiado casi tanto como los clientes y su forma de comprar. Ocho décadas han pasado desde entonces y se levanta cada día a las cuatro de la mañana para afrontar una jornada con la misma ilusión con la que empezó su abuelo. Echa la mirada atrás y confiesa que, a pesar de que el incremento de precios se ha ido produciendo de manera progresiva, la "alta subida" ha sido a raíz de hace unos dos meses y "de forma generalizada".

—Antes subía el precio de productos puntuales, pero desde septiembre es todo, y la gente está cambiando su actitud de compra también influenciada por la cantidad de noticias que ve en los medios de comunicación.

Y que es que el efecto psicológico de ver, leer y escuchar en los medios de comunicación cómo el aumento de la inflación repercute en la cesta de la compra al final hace mella.

Plácido García reivindica un punto que poca gente conoce, e incluso poca se cree.

Los minoristas trabajamos con mucho menos margen que hace unos meses, porque estamos asumiendo buena parte de esa subida de costes y de materia prima para no repercutirlo en el cliente. 

No olvida que más allá de que ellos compran el producto a un precio superior también se enfrentan a un incremento de costes disparado, con el agravante de la subida de la factura de la luz y la gasolina

Es escuchar la palabra electricidad y en Almacenes El Pósito se llevan las manos a la cabeza. En agosto del año pasado pagaron unos 160 euros de factura de luz. Este año han sobrepasado los 800, unos incrementos inasumibles para el pequeño comercio de proximidad que apuesta por la calidad y el trato directo y personalizado para hacer frente a esta vorágine en la que el consumidor va en busca del mejor precio. 

Mari Carmen Yera pasa buena parte del día detrás del mostrador y conoce bien el comportamiento del consumidor.

—Cada vez es más reticente a la hora de comprar, adquieren menos productos. Antes compraban con más alegría y ahora se llevan poco de cada cosa para apañarse con menos. 

Coincide con Plácido García y David Cárdenas en detectar esa modificación en las pautas de consumo y en establecimientos como el suyo, con una especialidad en semillas, también se detecta un cambio en la dieta.

—Volvemos a lo de antiguamente, a comer mucho potaje, recetas caseras, de aprovechamiento y menos comida preparada y procesados.

¿Por qué habría que decantarse por el comercio de proximidad, de barrio, frente a las grandes superficies? Ella lo tiene claro:

—El trato personalizado que nosotros damos no lo pueden ofrecer las grandes superficies.

Ese es su gran punto fuerte, el tú a tú con el cliente, charlar con él, asesorarle sobre calidades, sobre precios, preparaciones y alejarse de ese trato específico. Pero es que además estos establecimientos como el mítico de la calle Doctor Civera (Espartería) de la capital jiennense es, además, punto de encuentro y de desahogo para mucha gente mayor. Eso sí, tienen una denuncia. María del Carmen Yera tiene claro que la falta de aparcamiento en la zona centro de Jaén es el gran problema de todas estas tiendas de proximidad. Está convencida de que si el consumidor pudiera estacionar, el centro tendría más vida.

Diferentes puntos de vista, diferentes alternativas para hacer frente a una escalada de precios que, de momento, nadie sabe cuándo se frenará.

He visto un error

Únete a nuestro boletín

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK