Cerrar Buscador

El Abuelo retrasa los plazos de solicitud para participar en la procesión

Por Javier Cano - Enero 16, 2022
Compartir en Twitter @JavierC91311858
El Abuelo retrasa los plazos de solicitud para participar en la procesión
Foto: Cofradía El Abuelo.

La medición de promitentes y las peticiones para portar enseres o cruces en el cortejo del Viernes Santo quedan condicionadas a la situación sociosanitaria

Frente al optimismo de muchos, la prudencia de hermandades como la Antigua, Insigne y Real Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores, que ante los efectos de la nueva variante del Covid-19 ha decidido retrasar, "hasta nueva orden", los plazos de solicitud para participar en la que es la procesión de la madrugada jiennense. 

Así lo ha hecho público el colectivo que preside Ricardo Cobo López a través de un comunicado en el que deja claro que "atendiendo a la actual situación de pandemia", dichos plazos quedan en suspenso por ahora y que "las nuevas fechas serán comunicadas con la suficiente antelación, y siempre atendiendo a la evolución de la pandemia y a las indicaciones de las autoridades competentes".

La determinación de la cofradía afecta tanto a los promitentes que llevan los tronos de El Abuelo, la Verónica y Nuestra Señora de los Dolores como a aquellos cofrades interesados en formar parte del servicio de procesión, que incluye desde los portadores de enseres hasta los fiscales y alféreces de orden o quienes cumplen promesa y ofrecen a Jesús de los Descalzos el entrañable y secular sacrificio de acompañarlo tras su paso con una cruz en sus hombros.  

DOLOR POR LA MUERTE DEL VOCAL DE PROMITENTES

El aplazamiento de las fechas coincide en el tiempo con una dolorosa noticia para la hermandad: el fallecimiento de su responsable de Gestión de promitentes, Juan de Mata Palacios Carrasco, "ejemplo de sencillez cofrade, amantísimo devoto de Jesús y María Dolorosa, leal testigo del Nazareno y Su Mensaje", subrayan desde El Abuelo. 

El conocido cofrade, vinculado desde hace décadas al colectivo nazareno, murió el pasado lunes a causa de una larga enfermedad, a los sesenta y un años de edad, y recibió sepultura tras el funeral oficiado en la parroquia de Cristo Rey. 

Casado, padre de dos hijos y abuelo de dos nietos, su pérdida ha causado consternación en el seno de la entidad, cuyo guion presidió su capilla ardiente:

"Nos deja el ejemplo de hombre bueno, de entrega generosa a los demás, de amigo y compañero imprescindible, de cofrade eterno", concluyen.

 Foto: Cofradía El Abuelo.
Foto: Cofradía El Abuelo.

He visto un error

Únete a nuestro boletín

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK