Cerrar Buscador

'Que Dios nos perdone', un thriller patrio asfixiante

Por José R. Casado - Agosto 21, 2019
'Que Dios nos perdone', un thriller patrio asfixiante
Roberto Álamo y Antonio de la Torre, protagonistas de Que Dios nos perdone. Foto: Imdb

El tercer largometraje de Rodrigo Sorogoyen narra la caza a contrarreloj de un asesino en serie de ancianas por parte de dos inspectores de policía en un Madrid sucio y caótico

Madrid, agosto de 2011. En plena época de recesión económica, la capital se prepara para recibir la visita del Papa. Dos policías de personalidades contrapuestas, Alfaro y Velarde, reciben el encargo de dar caza de forma confidencial a un supuesto asesino en serie de ancianas solitarias. Roberto Álamo (inconmensurable) y Antonio de la Torre, porque no hay película española sin De la Torre como no hay verano sin Neymar, encarnan a los dos inspectores en Que Dios nos perdone, el tercer largometraje de Rodrigo Sorogoyen y uno de los thrillers patrios más potentes del último lustro.  

Eclipsada por el éxito y la coincidencia en taquilla con Tarde para la ira, la notable ópera prima de Raúl Arévalo, me atrevo a catalogar a Que Dios nos perdone como una de las películas españolas más destacadas de la última década. Y he comprobado en más de una ocasión que pasó algo desapercibida. En la cinta, Sorogoyen confirma las buenas sensaciones de su original Stockholm al tiempo que da muestras de su excelente dirección y maestría para generar tensión, ratificadas este 2019 gracias al reconocimiento en forma de premios Goya de El Reino, otro largometraje poderoso, fascinante y también con De la Torre en el reparto: nunca un periodista de Canal Sur trabajó tanto. 

 Póster oficial del filme. Foto: Imdb
Póster oficial del filme. Foto: Imdb

Sin duda, uno de los puntos fuertes de Que Dios nos perdone es el duelo interpretativo entre los dos actores principales. Por un lado el inspector Alfaro, encarnado por Roberto Álamo, un tipo impulsivo, violento y con problemas de conducta en el trabajo. Su actuación, que como todo lo bueno en los últimos años no le agradó al crítico Carlos Boyero, le valió al actor madrileño un merecido Premio Goya a la mejor interpretación masculina. Por el otro el inspector Belarde, un policía tímido, estudioso y con problemas de tartamudez. La bestialidad de uno y la inseguridad del otro han de coexistir por las calles de una Madrid caótica y mugrienta para atrapar a un asesino en serie y violador de ancianas encarnado por un escuálido y casi irreconocible Javier Pereira, ganador de un Goya al mejor actor revelación por su papel en Stockholm

La cinta de Sorogoyen reúne todos los ingredientes necesarios para enganchar al espectador: grandes actuaciones, una investigación criminal que mantiene la intriga hasta el lluvioso final y una banda sonora opresiva que genera todavía más tensión. No es perfecta, sin duda, pero Que Dios nos perdone es un thriller asfixiante y sobrecogedor. 

Ah, un último apunte. Y es una película muy de agosto. Si por desgracia eres un sufridor de la canícula jiennense desprovisto del lujo de la piscina o con las vacaciones agotadas, enchufa el aire acondicionado y adéntrate por las calles del Madrid sucio, denso y caluroso que propone Sorogoyen en Que Dios nos perdone. Verás la calva perlada de sudor de Roberto Álamo y a ti te parecerá estar en primavera en tu salón. 

 

FICHA TÉCNICA

Título: Que Dios nos perdone

Año: 2016

Director: Rodrigo Sorogoyen.

Duración: 125 minutos.

Dónde puedes verla: Netflix.

Nota en Filmaffinity: 7,1

Nota en IMDB: 7,2

COMENTARIOS

Deja un comentario


COMENTA CON FACEBOOK

Entendido

Usamos cookies. Pero tranquilo. Solo lo hacemos para facilitar el uso que los usuarios como tú hacéis de nuestra web. Así podemos elaborar estadísticas e identificar lo que funciona y mejorar lo que no. Si continúas navegando entendemos que aceptas el uso que le damos a las cookies. Más información sobre cookies y como deshabilitarlas aquí.