Cerrar Buscador

Sala B2B cuenta las historias de grandes empresarios de Andújar

Por Fran Cano - Octubre 20, 2018
Compartir en Twitter @FranCharro

Tres empresarios con tradición en Andújar protagonizan el primer encuentro empresarial de Sala B2B, iniciativa de Lacontradejaén y Saeso Logística

Jornada para escuchar y para aprender. Sala B2B, el espacio de encuentros empresariales organizado por Lacontradejaén y Saeso Logística, estrenó en Andújar la ruta de ponencias y tertulias que itinerará por la provincia. La primera parada sirvió para conocer las vicisitudes de tres emprendedores muy diferentes: Maribel Bonachela, CEO de Licores Riska; Fulgencio García, gerente de Agricampo Los Marcos, y Antonio Crespo, de Palacio Sirvente de Mieres. Rodearse de un buen equipo, ilusión, sacrificio y lucha constante son las claves para crecer dentro del complicado mundo empresarial.

La presidenta de la cooperativa que edita Lacontradejaén, Esperanza Calzado, moderó un debate que brilló por la interacción entre los ponentes y el público, en un ambiente libre de protocolos y distendido. "Queremos que los encuentros sirvan para unir el periodismo de calidad con el ámbito de la empresa", especificó Calzado acerca de B2B.

Entre los asistentes estaba Jesús del Moral, concejal de Turismo; Jesús Estrella, concejal del PP; Ana Peña, gerente de la Cámara de Comercio de Andújar –institución que colaboró con el evento– y responsables de empresas del municipio.

LOS COMIENZOS

Maribel Bonochela explicó que asumió la gestión de Licores Riska tras el fallecimiento de su marido. Tuvo que adquirir la mentalidad empresarial en un tiempo récord y ante una situación delicada, en un sector que pasaba por dificultades. "Empezamos a llamar a las grandes superficies. Con el tiempo, empresas de calado vinieron a por el producto Riska", relató. Uno de sus retos, cambiar la imagen y la estrategia de marketing, un objetivo hoy ya consolidado.

"Yo he montado 15 empresas y 8 han sido un fracaso estrepitoso; menos mal que siete sí me han dado dinero", dijo, más en serio que en broma, Antonio Crespo, quien ha trabajado en el sector sanitario y ahora tiene proyección en el ámbito hotelero. "Me he reconvertido hasta hacer alojamientos turísticos", dijo un hombre que sintió el primer impulso emprendedor a los ocho años, obligado por la coyuntura familiar.

 Crespo interviene en la tertulia organizada por Lacontradejaén y Saeso. Foto: Fran Cano.
Crespo interviene en la tertulia organizada por Lacontradejaén y Saeso. Foto: Fran Cano.

También tiene trayectoria Fulgencio García, de Agricampo Los Marcos. "Vendemos productos en la distribución de piensos con nuestras propias marcas. Lo hacemos en casi toda Andalucía", contó el empresario, también gestor de gasolineras.

ESFUERZO, PASIÓN Y DIFICULTADES EN JAÉN

Acerca de los obstáculos en la vida emprendedora, los tres coincidieron en que los inicios suponen enfrentar la ilusión a un escenario de pocos recursos. "Lo importante de un negocio es que el personal sea competente y esté integrado en la empresa", expresó García. Y es que el equipo y la calidad lo son todo, para estos empresarios. Ahí están las claves para los futuros emprendedores.

Crespo señaló que la regulación del Estado, y del resto de administraciones, es "excesiva" en algunos sectores económicos. Los tres apostaron por una menor intervención de las adminstraciones que, a su entender, deben de ayudar más que entorpecer, algo que generó debate entre los participantes. Mejorar infraestructuras viarias, accesos a polígonos o conexiones ferroviarias son algunas de las sugerencias que lanzaron.

La empresaria de Licores Riska lamentó que vender en Jaén sea tan complicado, y fue en este punto donde algunos de los asistentes aportaron su visión. Ana Peña, de la Cámara de Comercio de Andújar, instó a los emprendedores de Andalucía a seguir en la lucha de "sus sueños" y desterrar complejos. "Hay que salir afuera y decir con orgullo que somos de Jaén. Podemos vender nuestros productos en cualquier parte del mundo", terció Javier Soria, gerente de Saeso Logística. Y es que público y ponentes coincidieron en el hándicap que a veces supone llevar la marca Jaén pero todos apostaron por el orgullo de defender la tierra.

EL LINCE COMO SÍMBOLO DE MÚSCULO ECONÓMICO

Una de las ideas más locales, pero también de proyección provincial, que abordó la tertulia fue explotar el tirón del lince en Andújar. "Es nuestro gran producto diferenciado", dijo Antonio Crespo, convencido de que puede ser un gran potencial para la ciudad.

Jesús Del Moral, edil del equipo del Gobierno, aseguró que el Ayuntamiento de Andújar trabaja en la estrategia, pero instó a los empresarios a estar más unidos, no solo con el Lince sino en los diferentes ámbitos de interés. "Es posible vender a precios más competitivos, porque estamos en un lugar estratégico para aprovecharlo con el agua de las nuevas tecnologías", valoró el concejal.

El papel de los medios en el crecimiento económico y la adaptación al mundo digital fueron otros de los asuntos abordados. La periodista Esperanza Calzado cerró una jornada que captó el interés de empresarios de sectores diversos unidos por la misma idea: el esfuerzo y la perserverancia para estar en el mercado son innegociables.

He visto un error

Únete a nuestro boletín

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK