Cerrar Buscador

La Clemencia y El Abuelo abrirán su curso cofrade el fin de semana

Por Javier Cano - Septiembre 09, 2020
La Clemencia y El Abuelo abrirán su curso cofrade el fin de semana
La Virgen del Mayor Dolor, junto a Jesús de la Caída y San Juan, en el templo de la Magdalena, donde se celebrará el triduo en su honor. Foto: Cofradía de la Clemencia.

Las dos hermandades jiennenses inauguran el ejercicio con triduos en honor de sus titulares marianas, la Virgen del Mayor Dolor y Nuestra Señora de los Dolores

El coronavirus sigue ahí, dale que te dale, recogiendo su particular cosecha de dolor e incertidumbre a manos llenas. Es lo que hay, pero las hermandades jiennenses llevan siglos de actividad a sus espaldas y tantas pestes y cóleras han diezmado sus filas a lo largo del tiempo que este virus de 2020 puede doblarlas, como al junco de Resistiré, pero de ahí a derribarlas del todo... 

Esta misma semana, dos cofradías de la capital inician curso en su sede canónica: La Clemencia y Nuestro Padre Jesús. Lo hacen con celebraciones religiosas en este año inédito en procesiones y prácticamente en actos: todo llegará.

"Un nuevo septiembre ha llegado y con él un nuevo comienzo de un nuevo curso cofrade, y como no puede ser de otra manera lo iniciamos junto a nuestra Bendita Madre, la que nos reúne junto a Ella a celebrar sus siete dolores en la celebración de la Eucaristía", anuncian desde la hermandad magdalenera. 

Inmersos como están en la conmemoración de su setenta y cinco aniversario como colectivo pasionista, el próximo fin domingo inician un triduo extraordinario en honor de María Santísima del Mayor Dolor a partir de las siete y media de la tarde, que incluirá rezo de los dolores de la Virgen, la propia eucaristía, el ejercicio tridual, exposición del Santísimo y canto de la salve. 

Los cultos estarán a cargo del párroco, Agustín Rodríguez. Por su parte, El Camarín de Jesús acogerá, también entre el 13 y el 15 de septiembre, el solemne triduo dedicado a Nuestra Señora de los Dolores, oficiado por el capellán del santuario, Antonio Aranda. 

De esta forma, la emblemática cofradía jiennense que encauza la devoción al Nazareno abrirá un periodo 2020-2021 en el que todas las miradas apuntan hacia la próxima primavera con un solo deseo en el alma: verlo en las calles de Jaén. 

He visto un error

COMENTARIOS


COMENTA CON FACEBOOK