Cerrar Buscador

Los repartidores de Uber Eats ya compiten en Jaén

Por Fran Cano - Julio 02, 2019
Los repartidores de Uber Eats ya compiten en Jaén
La aplicación Uber Eats, empleada por un jiennense.

Uber Eats opera en la capital y permite al usuario hacer pedidos a domicilio de diferentes empresas ubicadas en la capital, tanto negocios locales como multinacionales

Más opciones para los amantes de la comida a domicilio. Uber Eats ha entrado en el mercado de Jaén capital. Son repartidores en moto y en bicicleta que trabajan tanto para multinacionales afincadas en la ciudad como negocios locales que se adhieren al servicio de comida rápida. "Los repartidores son muy puntuales y en todo momento puedes seguir la ruta", explica Daniel Berrios, consultor tecnológico que ya ha hecho uso del servicio. "No pueden ir en coche: la filosofía de Ubear Eats implica que los repartidores tengan el mayor acceso posible a las calles", añade.

La plataforma americana es una ramificación de Uber, y en este caso los conductores de bicicletas y motos se dan de alta para transportar pedidos de comida en lugar de personas. Cuenta Berrios que la diferencia principal con Just Eat —otra aplicación para pedir comida desde el móvil— es el vínculo de las empresas con los repartidores. "En Just Eat los establecimientos que se dan de alta tienen que tener repartidores. Si no tienen, no pueden estar dentro de la app", explica Berrios. "En cambio, Uber Eats aporta sus propios repartidores: conductores que se han dado de alta y que están asegurados", añade.

LA APP MUESTRA EL MAPA DE ACTIVIDAD

Berrios ya ha empleado Uber Eats con McDonald´s y con Foster´s Hollywood. En ambos caso ha habido un común denominador: la puntualidad. "Los repartidores llevan GPS y el usuario puede ver en la aplicación del móvil dónde están en todo momento. Además, los primeros buscan una buena valoración: son un producto más", señala, y apunta que los usuarios puntúan tanto a los establecimientos com a los repartidores. La app ofrece también la posibilidad de llevar el pedido a un usuario que esté en un coche. Los negocios El Templo, de San Ildefonso, y Restaurante Kasler, en el Bulevar, son sólo algunos de los que trabajan con Uber Eats.

El único 'pero' es que hay aún zonas en la capital que no están habilitadas. "En el final de la Avenida de Andalucía y en parte de San Felipe, por ejemplo, aún no se puede emplear. Todavía hay límites en el mapa al que tiene acceso el usuario", agrega.

Entiende el consultor tecnológico que la puesta en escena de Uber Eats es una buena noticia tanto para los clientes —más oferta— como para los establecimientos —más opciones de llegar a la clientela—. A falta de ver qué impacto logra la plataforma estadounidense en Jaén, pedir comida sin llamar por teléfono pasa sólo por descargarse una aplicación en el móvil. "Creo que es muy positivo la implantación. Además, los negocios necesitan modernizarse", concluye.

COMENTARIOS

Deja un comentario


COMENTA CON FACEBOOK

Entendido

Usamos cookies. Pero tranquilo. Solo lo hacemos para facilitar el uso que los usuarios como tú hacéis de nuestra web. Así podemos elaborar estadísticas e identificar lo que funciona y mejorar lo que no. Si continúas navegando entendemos que aceptas el uso que le damos a las cookies. Más información sobre cookies y como deshabilitarlas aquí.